En nuestro blog podrás encontrar reseñas, críticas, noticias, recomendaciones, informes, reflexiones...

Entradas de la A a la Z

Esta desconocida banda de Oxford fue formada a finales de los ’60 por John Hadfield (guitarra y voz), Anthony Hadfield (bajo y voz), Philip Howard (flauta, saxo tenor, órgano, piano y voz) y Elwood Von Seibod ( batería y percusión). En 1971 graban en Londres su primer y único disco, pero no llegó a publicarse por falta de interés de las compañias discográficas, algo increíble si tenemos en cuenta la calidad de su música y que no desentona con respecto al tipo de música que en aquel momento hacian bandas como Jethro Tull o Traffic. En 2004 este magnífico trabajo fue publicado en CD por Sunrise Records, bajo el nombre de “Diabolus”, por lo que en algunos listados este disco puede aparecer por este nombre o por el de “High Tones”. Esta es una de esas bandas desconocidas que en un mismo tema metian rock, jazz, folk…algo habitual en muchas formaciones de la época, con una calidad y creatividad sorprendentes.
El álbum comienza con guitarra y percusión. Es el principio de “Lonely Days” (7’21), un tema dinámico, con un estribillo muy pegadizo. Aquí el saxo se utiliza como acompañamiento a la voz y hay un fantástico solo de guitarra con la bateria muy presente, toques de saxo y una segunda guitarra eléctrica haciendo otro solo muy de fondo. Continuamos con “Night Clouded Moon” (5’49) , una canción preciosa, inocente, prácticamente acústica, con la flauta como absoluta protagonista y un aire jazzístico magnífico. De hecho tiene una parte central de flauta con un ritmo que nos recuerda mucho a “Living In The Past” de Jethro Tull, que es algo maravilloso. ¡Impresionante!.
“1002 Nights” (4’51) es un tema lento muy bonito, con una flauta muy presente y saxo. La parte instrumental es muy elegante, en gran parte por el saxo, y a mi me recuerda por momentos a los Traffic de “John Barleycorn”. ¡Otro temazo!.
Le sigue un corte muy variado, “3 Piece Suite”, en el que destaca la potente parte instrumental con la guitarra eléctrica como gran protagonista.
“Lady Of The Moon” (3’59) es una canción corta, dinámica, con muchos cambios de ritmo. Aunque es un buen tema, quizás es el más flojo del álbum.
Le sigue la elegante “Laura Sleeping” (6’10). Partes vocales muy bonitas, mucha percusión y un maravilloso solo de guitarra con el saxo como acompañamiento.
“Spontanuity” (6’26) es la única instrumental del disco y me encanta. Va en una onda a lo Jethro Tull de la primera época, pero con más influencias del jazz. Increíbles la guitarra, la flauta y el saxo. ¡Una pasada!.
Y para terminar este discazo, “Raven’s Call” (6’21), en el que podemos escuchar el mejor saxo de todo el álbum, y una guitarra fantástica.
Conclusión: uno de los grandes discos ocultos de los muchos que se hicieron en la Inglaterra de finales de los ’60 y principios de los ’70.

Francisco Macias

About Francisco Macias

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Archivos